La Noción
 
   Domingo, 26 de Mayo de 2019 - 10:03 pm | Santos de hoy: Eleuterio, Zacarías, Cuadrado, Simitrio | Actualizado: 1:57 pm
La tienda de La Noción La tienda de La Noción   Video Chat Video Chat   Foro Foro   
Estamos en Facebook | Vida Una en Twitter | Estamos en LinkedIn | Sala de videos
San Pedro Alcántara San Pedro Alcántara   Fotos Fotos  Videos Videos   Envíanos tu Noticia Tu Noticia  Envíanos tu Foto Denuncia Tu Foto Denuncia   Hemeroteca  



 Portada   Málaga   Andalucía   España   Internacional   Sucesos   Naturaleza   Economía   Tecnología   Deportes   Opinión 

Columna
Miércoles, 30 Julio 2014

BALCÓN GLOBAL



LA ILUSIÓN es mejor que la posada. Creo recordar que eso decía santa Teresa de Jesús. El proverbio popular lo escarnece profiriendo que de sueños también se vive. En todo caso, las mejores realizaciones nacen de honestos sueños. En Valencia el sol juega con la brisa y confiere un ambiente de festival envidiable al verano. Suele haber mucha gente en la playa y también en las arrocerías que se ubican en sus inmediaciones, teñidas del intenso azul del mar y del verde y ocre de las dunas. Cualquier zona de Valencia huele a mar y a paella, sabe a hospitalidad y a mediterránea francachela; la concurrencia es dinámica y distendida, agradable con su música de familiaridad y de efusividad. Madrid también sabe mucho de gentío, de sabores y cocinas, de alegría y convivencia. Tantos rincones, tanta España para comérsela, con esos esmerados haceres culinarios, al estilo de las cariñosas abuelas; hosterías y tabernas donde los platos son preparados con el condimento de la sabia dedicación, con cariño castizo y arraigo del sabor. A mí me encantan las sopas, las de pescado, las de arroz, las de cebolla, las de ajo, las de verduras, las de fideo, las de todo tipo. Sin cuchara, por mucho mantel de postín, el solaz del refrigerio es más corriente, no denota la alegría de salir al mundo entre la muchedumbre. Dar cuenta del condumio así, en cualquier lugar del terruño hispano, invita a celebrar la victoria de una batalla más en la lucha diaria de la vida, esta maravillosa vida regada de sinsabores y de gozosas alegrías, de risas y llantos. Cuando oigo lamentarse a alguien "nunca he comido contigo", como echando en cara su falta de delicadeza o su atrevimiento, está claro que no ha habido confidencialidad. Comer fuera o tomar algo por ahí es la más pura declaración de noble amistad. Es trato. Luego está la profesionalidad de los mesoneros, en general, excelente, aunque siempre te puedes topar con algún camarero amargado. En caso contrario —que es casi siempre en nuestro país— nunca hay plato caro.


Compartir en facebook Compartir en twitter Compartir en linkedinCompartir Noticia











Esta págna fue generada en 0,109 segundos.


Servicios
Traductor Traductor Diccionario Diccionario Farmacias Farmacias Webcams de Málaga Webcams de Málaga
Buscador Web Buscador Web Video Chat Video Chat Hemeroteca Hemeroteca Códigos postales Códigos postales
Simulador hipotecas Simulador hipotecas Horóscopo Horóscopo Loterías y sorteos Loterías y sorteos Páginas Amarillas Páginas Amarillas
Calcula tu ruta Calcula tu ruta Teléfonos de interés Teléfonos de interés Noticia RSS feed Gadgets para tu página web Gadgets para tu web
Conversor de monedas Conversor monedas El tiempo El tiempo Fases Lunares Fases Lunares Páginas Blancas Páginas Blancas
Televisión Televisión Radio Radio Guía Tv Guía Tv

Web Solidaria Vida Una San Pedro Alcántara La Noción